Una buena manera de ver la transformación digital

Share on linkedin
Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp

Autora: Jennifer Trejos.

Según David Terrar, consultor de Agile Elephant, “la transformación digital es el proceso de cambiar la organización de un enfoque heredado a nuevas formas de trabajar y pensar utilizando tecnologías digitales, sociales, móviles y emergentes. Implica un cambio de liderazgo, pensamiento diferente, el fomento de la innovación y nuevos modelos de negocio. Se basa también en la digitalización de activos y un mayor uso de la tecnología para mejorar la experiencia de los empleados, clientes, proveedores, socios y stakeholders de su organización”.

Para conseguir la transformación digital de tu compañía, nada más apropiado que incorporar cinco aprendizajes clave del desarrollo y la gestión de productos digitales:

Integrando las ideas del cliente al inicio del embudo:

Las empresas industriales suelen obtener sus ideas de comercial, de marketing o de ingenieros proactivos, pero no necesariamente estas han pasado por un proceso de comprensión del cliente. A través de la transformación digital, las herramientas exploratorias son rápidas y menos costosas. Ayudan a identificar ideas o ver si conceptos en early stage pueden ser interesantes para seguir invirtiendo recursos en ellos.

La experiencia lo es todo en la transformación digital:

La obsesión de los equipos digitales es entender cómo es el journey AS IS (es decir la experiencia actual con el producto a mejorar o similares) e identificar las oportunidades de mejora de dicha experiencia. Esto, aunque pareciera que es complejo, es algo que también se puede hacer en una fase exploratoria pero que requiere de una gran capacidad de autocrítica y de empatía real con ese usuario que pide en todos los casos: facilidad y rapidez. La experiencia del cliente es la base de la transformación digital de tu compañía.

Ingenieros y diseñadores en todo el proceso de transformación digital:

Hemos visto que hay tres elementos negocio, usuario y tecnología. En este caso, la vertiente tecnológica la ocuparían los ingenieros y los diseñadores o las personas de I+D que serán los encargados de desarrollar el producto. Estas personas, con el enfoque adecuado (mirada en el usuario), pueden ser una rica fuente de innovación en una fase de ideación y definición de producto. Además, por su perfil técnico, son clave para una exitosa transformación digital.

Creación del product roadmap:

Ayudará a imaginar el futuro o las fases del producto y a desarrollar pensando en las funcionalidades siguientes. También conseguirá que este producto no se estanque y que mejore constantemente. A esto nos invita el pensamiento digital. Si se enfoca a la parte digital del producto (la app que integra por ejemplo) es importante contemplar a futuro qué otras cosas queremos que esa app haga. En consecuencia, nos obliga a pensar qué características serán necesarias en el producto físico.

Integrar el concepto de mínimo producto viable:

Ayudará a acelerar el time to market y a hacer pruebas con usuarios reales, que a la vez ayuden a la mejora del producto en siguientes iteraciones. En definitiva, entender que el producto no será perfecto hasta después de varias etapas.

El éxito necesita un planteamiento estratégico

En definitiva, los cambios han venido para quedarse, pero las ventajas de la economía digital tanto para las personas como para las empresas son innegables. No obstante, para que las empresas lleven a cabo una estrategia empresarial exitosa, es necesario plantearse y diseñar una reestructuración del negocio antes de llevar a cabo la implementación de las nuevas tecnologías. Es decir, tan solo el utilizarlas no implicará una transformación. Si quieres comenzar con esta transición y tienes dudas al respecto, contacta con nosotros y cuéntanos. Podemos asesorarte. ¡Te esperamos!

Cierra una reunión aquí. Te asesoraremos sin compromiso en materia de estrategia empresarial, innovación y desarrollo de proyectos. Estamos deseando escucharte.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...